CONTEMPLA LA LUNA

Las heridas sufridas en la infancia nos acompañan durante toda la vida. Los adultos, la oscuridad, la soledad. Estás a ossanas, solo, de noche...